Entorno

Por el Este tenemos la panorámica más amplia, pues hay un hueco entre las montañas que la rodean y se divisan entre otros paisajes:

Peñaladrones, con una bonita salida del sol entre sus peñas en el mes de Agosto, Sierra Palacios, con su gran mordedura, hecha cuando construyeron el Pantano de Sierra Boyera, pues de allí extrajeron toda la piedra necesaria para la construcción de su escollera.

La finca del Cortijo Viejo, poblada de encinas, en la cual trabajaban muchos vecinos de la aldea, como jornaleros eventuales o ajustados, en tareas propias de la agricultura o de la ganadería.

Al fondo de la finca, si miramos hacia la derecha tenemos: “puerto cacho”, la loma del “paredón”, “cerro de las víboras”, “cerro nogal” y “la campiñuela”, salpicada por pequeñas huertas y por cuyo valle transcurre el arroyo de “las vegas”.

Hacia el Sur divisamos las viñas de lo alto. También está por este lado, la carretera que va hacia las aldeas de fuente ovejuna, si vamos por esta carretera, a unos dos kilómetros de Doña Rama, veremos, a mano izquierda, los restos de un molino de harina, cuyas piedras eran movidas por el agua procedente del arroyo que corre por su base.

Por este lado también, encontramos el cerro “caña”, punto más alto de esta zona, del cual hay un refrán que dice: “Cuando el Cerro Caña tiene copa Doña Rama hecha una sopa”.